EL AUTOGIRO, EL INVENTO ESPAÑOL A PUNTO DE CUMPLIR LOS 100 AÑOS

EL AUTOGIRO, EL INVENTO ESPAÑOL A PUNTO DE CUMPLIR LOS 100 AÑOS

El autogiro es una nave de ala rotativa; un híbrido entre una aeronave y un helicóptero. Se trata del aparato precursor del helicóptero que conocemos a día de hoy. ¿Te gustaría saber quién inventó el autogiro?

Retrato de Juan de la Cierva

Retrato de Juan de la Cierva

El autogiro fue creado por Juan de la Cierva en 1920, quien desarrolló el rotor articulado que más tarde usarían los helicópteros (aunque es pasivo, este sistema diseñado por de la Cierva compensaba la diferencia de empuje del aire batido, cuando la pala va hacia adelante, con el batido, cuando va hacia atrás, que hacía volcar tanto al autogiro como al helicóptero). En su primer vuelo, el autogiro logró recorrer 200 metros en 1923 y más tarde, realizó el primer viaje entre aeródromos desde Getafe a Cuatro Vientos en 1924.

Para ello empleó el fuselaje, las ruedas y el estabilizador vertical de un monoplano francés ‘Deperdussin’ de 1911, y añadió dos rotores de cuatro aspas contra-rotatorios sobre el aparato. En este primer intento, De la Cierva no consiguió que el invento funcionase: el rotor inferior giraba a menos velocidad de la prevista y la asimetría de la sustentación hizo que el aparato terminase por volcar lateralmente.

Semilla de sicomoro

Semilla de sicomoro

En caso de una parada del motor en vuelo, el autogiro planea y comienza a descender lentamente, tal como cae la semilla de un sicomoro, que tiene una forma de hélice que hace que caiga suavemente del árbol en autorrotación, cuanto más rápido lo haga, tanto más rápido giran las palas del rotor, almacenando energía y proporcionando mayor sustentación.

Sin embargo, Juan de la Cierva, no se dio por vencido y en un cuarto intento incluyó su revolucionaria idea de articular las palas del rotor en su raíz. Fue así como finalmente el autogiro consiguió volar en el Aeródromo de Getafe en 1923. A pesar de que el aparato no supero los 183 metros de vuelo, fue suficiente para probar la validez del proyecto.

Juan de la Cierva fue un inventor y científico aeronáutico, ingeniero de caminos, canales y puertos, y aviador español. Nació en Murcia el 21 de septiembre de 1895 y desde muy pequeño demostró su interés por la aeronáutica construyendo su primer avión biplano a los 16 años. Lamentablemente y  como curiosidades de la vida, el inventor del autogiro falleció en un accidente de avión en 1936; en un vuelo regular que cubría la línea Londres-Ámsterdam. También te puede interesar esta entrada de nuestro blog sobre el origen de la aviación

Esperamos que os haya gustado. ¡COMPÁRTELO!

Trackbacks/Pingbacks

  1. IXTITUTE BLOG| Del vuelo mitológico a la realidad | Ixtitute - […] En 1911 hizo su aparición el primer hidroavión, debido al norteamericano Glen H. Curtiss. Un español, el ingeniero Juan…

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *