Airware Diseñará un Sistema Operativo para los Drones del Mañana

Airware Diseñará un Sistema Operativo para los Drones del Mañana

Un único sistema para dominarlos a todos

El famoso y omnipresente Windows de la multinacional Microsoft fue clave en el cambio de la informática profesional hacia la personal donde cualquier persona pudo acceder a un ordenador. Ahora, el ingeniero y empresario Jonathan Downey, se prepara para que su compañía, Airware, ejerza un rol semejante en el progreso y expansión de los drones comerciales.

La start-up lanzó el pasado viernes un método de control que los productores de drones pueden incorporar en sus máquinas. El propósito es incrementar el desarrollo de hardware de drones y servicios que requieren del empleo de drones, lo cual ahorraría que los fabricantes o sus clientes tuviesen que crear su propio software de pilotaje automático o planificación de vuelos. Otras compañías tendrán la posibilidad de crear software complementario para el sistema de Airware, anexionando propiedades como opciones de recaudación de datos para un sector en concreto.

“Para que los drones puedan utilizarse en todas las situaciones factibles, es imprescindible que vaya una plataforma común”, comenta Downey. “Este es el sistema operativo diseñado por y para drones”. El dispositivo ya se está testeando de manera limitada en divisiones como la minería, la filmación de películas o la agricultura. Además también se está experimentando por parte de las mensajerías con la entrega de paquetes o en el campo de la medicina con la distribución de vacunas. No obstante, los vehículos aéreos no tripulados comerciales aún se encuentran lejos de ser un sector totalmente constituido.

El producto que ofrece Airware, “la Plataforma de Información Aérea”, tiene tres características primordiales:

El primero es un cajón del tamaño de un puño que engloba los componentes electrónicos y el software de piloto automático que se alojan en un UAV para pilotarlo.
El segundo es un pack de programas para PC o tabletas diseñado para programar misiones. Por ejemplo, el dueño de un drone podría gestionar una tura en un mapa virtual a través de este software.
El tercer elemento es un servicio en línea para ayudar a compañías a tramitar sus operaciones con UAV´S, posibilitando guardar planes de vuelo pasados y futuros, y la información captada por drones como por ejemplo vídeos y fotos.

core airware drone


Core Airwar
Una inscripción de un año al sistema de Airware tiene un coste de 2.300 euros
(2.500 dólares) por vehículo, (algunos drones comerciales superan un coste de varias decenas de miles de euros).

Listo para despegar

En una prueba en una granja leche en un pueblo de California, EEUU, el pasado martes día 14 de abril, el programa de Airware se empleó para controlar drones tipo helicóptero con cuatro y ocho rotores, así como uno producido con un ala fija siguiendo el patrón de los aviones. (Aunque, la primera versión del producto no administrará aparatos de ala fija.)

El producto francés de drones, Delta Drone, ya está usando el sistema de Airware en aeronaves no tripuladas para vigilar líneas eléctricas y controlar operaciones mineras. Delta ya había diseñado con anterioridad sus propios pilotos automáticos y programas de control, pero a partir de ahora no necesitará crearlo, confirma Christian Viguié, director general de Delta Drone. “Queremos diseñar una sólida experiencia sobre cómo ayudar a las personas a emplear drones en distintos campos”.

De entre los usuarios de Delta, se encuentran la empresa multinacional minera Imerys, quien utiliza drones por ejemplo, para examinar emplazamientos en Sudáfrica y África, así como calcular el volumen de roca que ha sido obtenido.

GE, quien invirtió en la compañía Airwave en el último trimestre del pasado año 2014, utiliza también la tecnología de Airware para diseñar un servicio que propicie a las empresas eléctricas usar UAV´S para comprobar las estructuras que sostienen las líneas eléctricas, según atestigua Alex Tepper, director general de Ventures. Agrega que seguramente lo próximo que se brinde, sea la supervisión de oleoductos utilizando drones.

No obstante, las aspiraciones de GE y otros muchos posibles clientes de AirWare en los Estados Unidos se ven restringidas por la FAA, (Administración Federal de Aviación) que sigue trabajando en las normativas que dirigirán los vuelos comerciales con drones. Un boceto de las normas de la FAA, divulgado el pasado mes de febrero para solicitar feedback del sector, incorporaba la limitación de que los drones comerciales deben mantenerse dentro de la línea de visión de su controlador humano. Esa orden, que no existe en Francia ni en muchos países europeos, haría que la supervisión de grandes granjas o tuberías fuese difícil y seguramente poco rentable.

La Informática: a la conquista del último bastión

Jesse Kalman, el director del área de desarrollo de negocios de Airware, afirma que su resolución al proyecto de regulación de la FAA sostendrá que los UAV´S puedan emplearse sin peligro más allá de la línea de visión. La prueba de ello es que un sistema para esquivar obstáculos diseñado por Airware y soportado por su nuevo sistema operativo para drones, el cual faculta que un drone con cámara varié su rumbo automáticamente si observa algo que dificulta su trayecto.

¿Estamos ante el comienza una nueva era en los drones con la incorporación de su propio sistema operativo universal? Los datos lo confirman, sí. Y no solo propicia un mejor control y seguridad de los mismos, sino que se expandirá aún más un mercado en auge donde cada vez es mayor la incorporación de expertos e ingenieros especializados en UAV´S así como los futuros diseñadores aeronáuticos de drones o expertos en lean tendrán un papel clave junto a los ingenieros de software para drones.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *